Archivo de la etiqueta: comprar

Consejos para comprar una Bicicleta Usada y luego no lamentarlo.

 

Comprar una bicicleta usada PUEDE ser una muy buena idea: existen grandes posibilidades de que escojamos bien y compremos esa bicicleta soñada, a un valor muchísimo más bajo que su precio de lista. Pero vamos con calma, antes hay algunas cosas que tenemos que tomar en cuenta antes de tomar la decisión y en este articulo te damos un pequeño check list con consejos para reducir el riesgo de adquirir indeseados problemas y gastos más que solo esa compañera de aventuras que tanto queríamos.

Mantenimiento/Convivencia

Muchas veces los fabricantes desarrollan tecnologías y componentes específicos para ganar de algún modo una ventaja competitiva en el mercado ya sea por un factor basado en beneficios reales para el usuario o bien solo para diferenciarse de las otras marcas. Si bien ambas cosas deberían ir de la mano en el factor convivencia con el producto (bici) generalmente no se da así sobretodo en sudamerica.  Tenemos que pensar que la bici es algo que en teoria asi como un amigo o pareja debería pasar con nosotros una buena cantidad de tiempo; ya sea andandola o viajando con ella o por último, tratando de vendarla para adquirir otra, son aspectos que debemos considerar al momento de elegirla. Y todos queremos que nuestra bici sea algo especial pero… ¿que tan especial? por ejemplo cuando un fabricante saca un tipo de suspensión “especial” tan especial que no hay repuestos o personal calificado para hacerle mantenimiento en 100000km a la redonda desearíamos que no lo fuera tanto. O si ciertas partes están propensas a un desgaste acelerado o su compatibilidad con los nuevos componentes que están siendo tendencia de la industria es limitada tenemos un problema.

Certificación/antecedentes de uso/suspensiones

Como saber si el previo o previos usarios de la bicicleta le dieron el mantenimiento adecuado? Lamentablemente hay muchas personas que realmente esperan hasta el fallo para realizar mantenimiento a su bici y si bien estan diseñadas para soportar un abuso considerable requieren mantenciones regulares, el tema en este caso más complicado es el de las Suspensiones por lo que detectar señales de desgaste externo es un gran indicador de el trato que se les ha dado sobre su vida. En algunos servicios tecnico (como en nuestro Workshop) podemos generar un historial de mantenciones (que hallamos realizado) al momento de el dueño quiera vender su bicicleta o hacer un diagnostico de la que quieras comprar para transparentar el proceso. Creemos que es una practica que otros talleres deberian imitar.

Otro antecedente importante a considerar es el lugar geográfico en el cual la bici «habitaba» debido principalmente al clima: Por ejemplo una bicicleta MTB que ha sido usada en una zona altamente lluviosa o con barro va  a requerir un mantenimiento frecuente y cuidadoso que una usada en lugares más secos y muchas partes tendrán tambien un desgaste más acelerado como es el caso de sellos, rodamientos, retenes y pintura en general. Lo mismo ocurre con las zonas con ambientes altamente salinos que pueden causar una corrosión en componentes que en muchos casos no está a la vista.

Acabado/Pintura

Naturalmente es de esperar que una bicicleta usada sobretodo una Mountainbike presente detalles en su acabado o pintura, ya sea por transporte o por caídas hay personas que dañan el acabado de sus bicis solo por usar un mal portabicicletas. Siempre es bienvenido que el dueño original halla tenido la precaución de instalar un buen set de láminas de protección en el cuadro y horquilla cualquiera sea el tipo de bicicleta.

En la gran mayoría de los casos hay que evitar cualquier bicicleta que ha sido repintada parcial o totalmente; una bicicleta repintada puede ocultar una fisura o una reparación importante que puede significar un punto débil estructuralmente hablando.

El otro motivo por el cual no se debería repintar un cuadro es por la garantía extendida que pueda tener el cuadro de la bicicleta, que en algunos casos se extiende incluso de por vida, pero si la repintamos quedará inmediatamente invalidada ya que es uno de los requisitos que exige el fabricante para procesarla.

Partes Móviles

Como todo en la vida hay cosas que se ocultan a lo evidente y en una bicicleta hay muchas, en particular todo lo que podamos considerar rodamientos y bujes estas piezas generalmente no están expuestas y es difícil determinar sin ser un experto cuando están en mal estado. Si bien estas probablemente no son partes particularmente caras de reemplazar en comparación a otras piezas mayores de la bicicleta, en su conjunto estas pueden sumar una importante cantidad de dinero especialmente en las bicicletas doble suspensión que tienen más partes moviles y sobretodo si le sumamos el costo de mano de obra que involucra reemplazarlas ya que se requiere experiencia y herramientas especificas y el intentarlo de manera casera no es lo más recomendable. Por otro lado hay que tener en cuenta que el que nos vendan una bici con estas piezas en mal estado habla mucho de los hábitos de cuidado de la misma que tenia el anterior propietario, ya que indica claramente que no le hacia mantenciones frecuentes. El mayor riesgo se produce cuando es tan bajo el nivel de mantención que el desgaste de estas piezas genera un daño en partes mayores de la bicicleta como en el cuadro, uniones del basculante y cuerpo de las mazas de las ruedas y ahí el arreglo resulta carísimo y a veces imposible.

Otra de las partes que si no revisamos en detalle nos puede generar un problema Mayor es la transmisión: Desgaste excesivo creado por el uso de una cadena que se estiró más del punto de recambio o el uso constante de la transmisión sucia: puede causar un termino de la vida útil de la transmisión completa: cassette, corona/s, roldanas etc y esto dependiendo de la gama de la transmisión puede significar una inversión impostergable y bastante importante.

 

 

Procedencia

Así es todos sabemos como están cada vez más especializados los delincuentes por lo que siempre debemos asegurarnos de que el vendedor sea alguien de confianza y lo mejor en este caso es comprarle a alguien que sea un mountainbiker o ciclista que tenga cierto nivel de referencias en el estrecho y interconectado circulo social de las bicis, también debemos de sospechar del precio si este es demasiado bajo también si el vendedor desconoce aspectos técnicos básicos de la bicicleta como para responder preguntas elementales que le podamos realizar.

No creo sea necesario decir la cantidad de razones por la que no es una buena idea comprar una bici robada.

 

Reventa/obsolescencia.

Muchos parten con este ítem en mente y como prioridad desde el momento en que se compran la bici, toman la decisión en términos cuantitativos: si la compro a este precio y luego la vendo a este otro. Según mi opinión, el pensar en una bicicleta en estos términos es un error. Partiendo por el hecho de que en casi todos los casos la reventa de una bicicleta es mala sobretodo a medida que subimos en el el nivel de la misma; hay una proporcionalidad inversa en cuanto a al valor original de la bici nueva y su depreciación en la reventa. En el caso opuesto los valores de las bicicletas de gama más baja no se ven tan afectados tan dramáticamente al momento de revenderla. Esta paradoja es casi poéticamente bella si lo pensamos de un modo más filosófico: El valor de una bicicleta a fin de cuentas no se mide por un precio en una vitrina si no que es otorgado a través de la experiencia vivida en ella; en otras palabras, la bici se paga sola si genera valor en nuestra vida. Valor llámese a un impacto positivo que trasciende en el tiempo este puede ser salud, paz interior, sacarnos el stress de una jornada de trabajo, descubrir un rincón nuevo de la ciudad; una tarde de pedaleo inolvidable con los amigos, un viaje… etc. En mi experiencia he tenido bicis de todos tipos precios y valores por periodos de tiempo largos o breves y la gran mayoría a decir verdad he sentido que han valido cada centavo y por que no cada cuota de la tarjeta de crédito por el valor que me han entregado en términos cualitativos, algunas incluso con una sola salida. “yo te llevo para que me lleves” decía Gustavo Cerati en una canción que quizá no hablaba de bicicletas pero si de esa relación sana y simbiótica entre dos elementos que comparten un momento, un camino; a veces largo a veces corto.

Pero dejando para otro momento las reflexiones más profundas si nos vamos a lo concreto el tema de fondo es que la tecnología de las bicicletas avanza tan rápidamente, que muchas veces una bici que solo tiene más de un par de años empieza a parecer una reliquia para los más ávidos a la novedad o que buscan estar “al día”. La industria no se detiene un segundo y nuevas medidas, materiales y sistemas aparecen uno tras otro, por lo que lamentablemente la depreciación de la inversión es más acelerada de lo que quisiéramos; La rentabilidad que ganas al comprar una bicicleta no tiene que ver directamente con dinero y si así lo crees lo entendiste mal en un comienzo.

Finalmente unas de las preguntas claves a considerar al momento de la compra es: ¿cuanto tiempo pensamos tener la bicicleta y cual es el propósito de la misma? La queremos para aprender? La queremos para competir? ¿Queremos comprarla como un proyecto a largo plazo que iremos mejorando poco a poco con nuevas piezas? ¿Necesitamos invertir mucho dinero en dejarla “como quisiéramos”? Podríamos incluso desarrollar un diagrama de flujo para resolver estas preguntas y podríamos agregar varias otras más al listado pero nos extenderíamos demasiado y de fondo espero haberte ayudado en darle un enfoque y aportar herramientas y nuevas inquietudes para logres tomar la mejor decisión posible y una vez que lo hagas concentrarte en lo más importante: Disfrutar el pedaleo.

Nos vemos en un proximo articulo y si este te fue de utilidad compartelo!

Frank.